Thursday, January 03, 2008

Julio y Nicolas


El día 31 de diciembre, a las 9am hora china (2am hora española), nacieron Julio y Nicolas, en la maternidad de Hongfeng Lu en Pudong, Shanghai (seguro que el hospital tiene un nombre, pero yo sólo lo conozco como "el hospital al lado de CEIBS").

Cuando tenga más tiempo subiré más fotos, por ahora conformaros con estas... Feliz Año 2008!




3 comments:

juanma said...

Lo primero es daros la enhorabuena por los nuevos miembros de la familia. Soy un seguidor de vuestro blog desde Madrid y espero que sigáis escribiendo porque amenizáis muchas de mis tardes y os estoy muy agradecido. He visto el programa de madrileños por el mundo y dijiste que estudiaste un MBA en shanghai, yo estoy estudiando chino porque me encanta y me gustaría ir a shanghai una temporada, pero mi idea era hacer un MBA en inglaterra y luego buscar trabajo en alguna empresa con sede en shanghai, estoy ahorrando para pagármelo y quería pedirte tu opinión ya que lo has hecho y es una pasta como para elegir mal, ¿para luego colocarme en alguna empresa es mejor mi idea o hacer el MBA directamente en shanghai? ¿tiene buen prestigio allí el MBA? ¿valoran más un MBA echo en el extranjero o el de allí? Es que aquí si el MBA lo has hecho en Inglaterra no tiene color comparado con haberlo hecho aquí y pensé que allí podría ser parecido.
Bueno ya no hay más lluvia de preguntas. Un abrazo enorme y muchas gracias por escribir este fantástico blog.

Sergio said...

Yo tambien quiero darte la enorabuena por esos dos gemelos que has tenido con tu mujer.Tengo 13 años y estudio chino desde marzo del pasado año y me para algo fascinante para mi es un privlegio que mis padres me puedan pagar el estudio del chino. Me encanta el chino y estoy orgulloso de mis progresos me parece que España y China son dos mundos completamente distintos. ¿CON cuantos años empezaste a estudiar chino?¿Que te motivo a ir alli?¿Cómo es la vida en China?
GRACIAS POR EL BLOG E HICISTE UN BUEN PROGRAMA!

Anonymous said...

Felicidades por esa paternidad.
Saludos desde España.

Ramón Caro